CRAFTED WITH LOVE BY RADARCHILE 

  • Twitter - círculo blanco
  • Instagram - Círculo Blanco
  • Facebook - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco

Equipo Arquitectura: Constanza Quioza, Juan Pablo Puigrredón, Francisca Santamaria. 

Ubicación: Embalse Puclaro, IV Región, Chile.  

Año Proyecto: 2016 - en proceso.

Superficie de Terreno: 2225 m2

Sup. Modulo A:  3 modulos (35 m2)

Sup. Modulo B: 4 modulos (52 m2)

Programa: Centro turistico.

Materialidad: Tierra, acero, piedra, coligüe.

Ficha Técnica 

Memoria de Proyecto 

El primer encargo fue un centro turístico con "domos", sobre una pendiente importante, seca y pedregosa en las orillas del importante embalse Puclaro en la IV región, es así como luego de la visita a terreno nos damos cuenta que:

1.-La ladera es protagonista tanto para la orilla, para el camino, como para el pueblo.

2.-El contexto es rico en materialidades pétreas  (tierra y piedra), como lo es también en vegetación endémica (coligüe, espino, cactus). 

3.-El presupuesto es reducido, por lo que debemos evitar soterraciones.

El terreno nos indica que la opción de realizar domos debe ser desestimada, porque la topografía forzaría a que el domo estuviera casi completamente en suspensión.

Por lo tanto el masterplan de recorridos y programas se proyecta lo más apegado a la ladera del cerro, de forma zigzageante siguiendo la cota, encontrando miradores que se guarecen con la exageración de la vegetación del lugar.

Por otro lado las cabañas se quiebran para adecuarse al difícil ángulo que pone en relación la pendiente del cerro con la vista hacia el embalce.  Para lograr esto se alzan sobre un machón de piedra robusto que corta el cuerpo y sostiene sus estructuras internas.

Por temas de agilidad constructiva (armado de estructuras y difícil acceso a la ladera) se propone realizar una estructura livianas de acero, confinando tierra (sacada de las excavaciones en el mismo terreno) la cual servirá como aislante térmico y acústico de las cabañas. Hacia el lado del cerro el muro se esconde, mientras que hacia el lado del camino el muro de tierra -de terminación en su color crudo- se tiende a perder con la misma materialidad del entorno.  

En la noche, las incisiones transparentes (y ayudados de la poca luz en general del entorno) muestran una cara estrellada.

Por último, sus cubiertas horizontales permiten espacios de ornamentación con vegetación endémica (que aporta a la aislación térmica vertical de la edificación), y espacios transitables, que sirven de mirador en altura sobre cada cabaña.  Rematan la imagen las estructuras cónicas de hormigón armado, lucarnas que brindan iluminación natural y controlada al interior de la edificación.

CENTRO TURÍSTICO PUCLARO